cine/crítica

Big Hero 6… La tropa de Hiro y Baymax


Big Hero 6

Big Hero 6

Hace un poquito más de un año (llegamos con retraso en esta crítica) se estrenó en cines la que se ha convertido ya, no solo en una película más, sino en un fenómeno de masas para los más pequeños, la cinta de animación Frozen. Una película que a un servidor le hizo disfrutar más en la sala que a los pequeños que la llenaban, si, ya que me teletransportó a mi más tierna infancia y… bueno, dejo de hablar de Frozen que no hemos venido aquí a esto.

Porque después de esta introducción vamos a lo que nos importa. Y se trata de Big Hero 6, la nueva obra de Disney que junto a Marvel nos ha traido estas ya pasadas navidades. Un hermanamiento, el de Marvel y Disney que ocurre por primera vez y que visto el resultado de la película, esperemos que continúe durante mucho tiempo más.

Winston en "Buenas migas"

Winston en “Buenas migas”

Pero antes de comenzar a analizar Big Hero 6 nos tomamos un pequeño párrafo para hablar del cortometraje que precede a la película. “Buenas migas” es la historia sobre la vida amorosa de un hombre vista a través de su perro Winston. Un corto simpático y gracioso pero que no tiene mucho más que añadir. La comida que el perro come será el elemento por el cual vamos a ir viendo pasar los estados de ánimo de su perro. No hay mucho más que añadir.

Y después de el corto, llega el largo. Una película que se basa en el cómic homónimo de Marvel. Ésta nos cuenta la historia de Hiro Hamada, un chico de 13 años superdotado amante del “RoboCombat” o combates entre robots, como en Real Steel pero en pequeño. Este chico tiene la oportunidad de entrar en el instituto tecnológico donde estudia su hermano y tras conseguirlo, un extraño incidente desencadenará una conspiración imprevista y que deberá, junto a sus nuevos compañeros del Instituto a desenmascarar.

"Hola, yo soy Baymax, tu cuidador personal"

“Hola, yo soy Baymax, tu cuidador personal”

Junto a él estará un invento de su hermano, un robot sanitario llamado Baymax capaz de aprender “a lo Matrix” todo aquello lo que le propongas. Un simpático y achuchable personaje que se convertirá en el favorito de toda la cinta para los espectadores, pues es el que más llama la atención y el que más puntos graciosos tiene.

La obra resulta fascinante y visualmente te atrapa nada más comenzar, gracias a ese lugar inventado llamado San Fransokyo y a la singularidad de ver ese pequeño toque “anime” en una producción Disney. Pero bien es cierto que la historia no es totalmente cautivadora y no posee la fuerza que debería. El guión no es completamente novedoso y la historia se resuelve demasiado rápido y con pocas sorpresas. Incluso los momentos más dramáticos se cortan de un modo demasiado abrupto. A pesar de esto, el resultado es bastante bueno.

Y todo esto lo completa una banda sonora compuesta por Henry Jackman, que viaja entre lo cibernético y más cercano al videojuego y lo clásico y dramático en los momentos que lo precisa. Una combinación perfecta para una película de estas características.

Ha nacido un nuevo club de superhéroes… ellos son Big Hero 6.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s